Notas detalladas sobre challas al detalle

55 feccionaban en la imprenta La Moderna, para mejor información de los asistentes. Pero no fue suficiente. En su despedida, el empresario Eliserio Werchez lamentaba, más que el falleba, el hecho de que numeroso personal se vea privado del pan que puntualmente aportaba al sustento del hogar 149. Pero esta batalla pírrica había dejado aún un herido en la esquinazo del frente. Los De la Presa se bajaban del negocio del espectáculo, dándose a la búsqueda de algún empresario o compañía que se hiciera cargo del teatro inaugurado un año antes. Fracaso o no, la realidad indicaba que Melipilla había cambiado. Ahora sí podía tomar compañías teatrales. Y esta asidua presencia, sumada a un constante vínculo con la capital, servía para el florecimiento de agrupaciones culturales que, a diferencia de los abriles anteriores, abrazaron el teatro como su disciplina principal. Es Vencedorí como entre 1933 y 1935 se forman el Conjunto Artístico José Manuel Balmaceda y el Centro Exquisito Melipilla, acogiendo en su seno a jóvenes Títulos que desarrollan monólogos y danzas, recitan y se aventuran a interpretar sainetes, comedias y obras nacionales del nutrido Conjunto de guionistas y dramaturgos que Ají, y especialmente Santiago, entrega al país. Todo ello en un momento en que el teatro nacional iniciaba un segundo tiempo en su ampliación con la formación de los teatros universitarios 150. El Teatro Serrano fue un espacio para acudir ocasionalmente los montajes de estos recientes grupos melipillanos, más como parte de fiestas de beneficencia o en la Fiesta de la Prima- 149 El Labrador, 21 de octubre de Pradenas, Luis, Teatro en Pimiento. Huellas y trayectorias. Siglos XVI-XX, Santiago de Chile, LOM, 2006, pp.

103 estrenó, en 1970, El Chacal de Nahueltoro y siguió con una permanente programación con cintas estelarizadas por Franco Nero, Robert Redford, Romy Schneider, Lea Masari, Dustin Hoffman, y los nacionales Luis Córdova, Pedro Messone, Emilio Gaete y Leonardo Perucci. Zorba El Helénico, Operación Trueno de James Bond, la exhibición del concierto de Woodstock, incluidos Joan Báez 225 y Carlos Santana, Barbarella, Saco y Vanzetti, formaban parte de una cartelera que gustaba a casi todos, aparte a los más conservadores. Entre ellos, un ciudadano que firmaba como H. A. Maturana, en El Labrador del 6 de abril de Es increíble hasta donde ha llegado la inmundicia en las películas que se están exhibiendo en Melipilla. Basta ver los carteles y programas de los dos cines de la ciudad para darse cuenta lo que están viendo nuestros hijos y muchos aficionados al séptimo arte. De todas las cintas que se anuncian para los próximos díVencedor (y eso que estamos en Cuaresma) la mayoría son inconvenientes para la mocedad de la cual se dice que sabe más de la cuenta en cuestiones del sexo. Se han alzado los precios pero la calidad va empeorando, aunque se diga que no hay importación de buenas películas. Aquí no se les pide el carnet de identidad a los jóvenes como en Santiago y a los empresarios lo único que les interesa es hacer hacienda como venga y les da igual si entran niños o muchachitas cigarreras a ver películas inmorales. Ya estaría bueno que las autoridades pertinentes pospusieran las peras a cuatro a estos empresarios inescrupulosos, 225 Joan Báez y su canción protesta tuvieron gran proyección artística, básicamente, en los primaveras 1960 durante la cruzada de Vietnam. Aunque también apoyó otras causas posteriores a dicha guerrilla.

Para cambiar una palmeta o realizar algún cambio se debe tener presente que hay una impermeabilización sobre la losa. Al cambiar una palmeta, se debe sacar cuidadosamente el fragüe para recién proceder a realizar el cambio. Es recomendable cambiar el fragüe cada 2 abriles, eventualmente por el color que estará envejecido, pero cerca de destacar que las propiedades de este producto impermeable en condiciones normales, es de duración indefinida. La castidad de los pisos revestidos con cerámica, sólo deberá hacerse mediante un paño húmedo, y sin utilizar ningún tipo de abrasivo o producto químico. En caso de requerirse el retirar suciedad adherida, se podrá utilizar una espátula, pasándola en forma plana, nunca con sus aristas, pero que de lo contrario se podrá rayar el esmalte de las palmetas. Limpieza profunda al menos una oportunidad a la semana, con algún producto de aseo multiuso, para evitar la formación de hongos en las uniones de las palmetas.

Más tarde, Aniceto Palza reformó la coreografía y el atuendo de los primeros Pieles Rojas, formando un nuevo conjunto. El danza de los Pieles Rojas es Cerilla, acrobático y ceremonioso. Sus integrantes bailan con lanzas, hachas de chonta y cuchillón de madera. En sus saltos y vueltas se parecen a los chunchos, de los que han derivado. Individualidad de los números más celebrados es la danza del fuego que se ejecuta el día 15 de Julio en la Incertidumbre. Saltan hasta la amanecer por sobre grandes fogatas que hacen de ramas de chamiza, regaladas hasta hace poco, por Alfredo Delgadillo, párroco de Santa Teresita y superior eclesiástico de los bailes.

Las mantenciones y sanitizaciones de los estanques de agua potable se realizaran de acuerdo a recomendación de empresa competente.

15 la tendencia de las personas a negativizar la situación cualquiera sea su bienestar 42. No cerca de duda que este tomo es un aporte importante para comprender la satisfacción del melipillano con su ciudad, al año próximo de ocurrir sufrido el terremoto de Empero, no entrega información que se pueda utilizar para caracterizar la vida artística y cultural de Melipilla. Finalmente, Historia de Melipilla, texto que pretende ser una obra comprehensiva del devenir social y cultural de la ciudad y sus alrededores, desde la pre-conquista hasta la Hogaño, se estimó que no proporciona un estudio sistemático ni suficientemente profundo de su objeto de Disección y, lo que es aún más relevante, no entrega información sustancial respecto de la historia cultural en torno a la actividad artística y social de los teatros, dedicando sólo algunos breves pasajes a estos temas 43 que no van más allá de lo anecdótico. Luego de la revisión bibliográfica, se implementaron diversas formas de monasterio de información primaria. Vencedorí se accedió al análisis de contenido 44, que se efectuó en almohadilla a dos formas, según las fuentes disponibles. La primera de ellas corresponde al Disección de registros fotográficos. Ello permite corroborar tanto los testimonios o la información documental, Ganadorí como deleitar la situación de la ciudad en sus distintos períodos. Encima, desde luego, la recopilación de estas fuentes contribuye a la memoria histórico-visual de Melipilla. La segunda de ellas, y principal, corresponde al análisis de 42 Op. cit. Muñoz, p Véase por ejemplo: sobre el Teatro Melipilla (op. cit. Bustos, p. 192); sobre la belle époque (op. cit. Bustos, pp ); sobre la construcción del Teatro Serrano (op. cit. Bustos, pp ); y sobre un episodio de remate del perímetro del Teatro Serrano en el año 1956 (op. cit. Bustos, pp ). 44 Al respecto: Krippendorf, Klaus, Content Analysis: An Introduction to Its Methodology, Segunda edición, Thousand Oaks, CA, Sage, contenido y discurso de textos.

To ensure the functioning of the site, we use cookies. We share information about your activities on the site with our partners and Google partners: social networks and companies engaged in advertising and web analytics.

En Melipilla, con la experiencia de El Triunfo de Beldad, la norma no causó indiferencia. El Labrador publicó una extensa nota sobre su visión de esta regulación, reflexionando que de los espectáculos cinematográficos los hay dañosos para la infancia y para la lozanía; y tanto el que enseña a robar como el que incita a la infidelidad, el que despierta ambiciones de riqueza o riqueza vendiendo el pudor, son rechazables, sobretodo en países nuevos, sin contrapeso honesto Apto e inclinado a imitar y calcar el oropel mundano de otros países 128. En sus últimos estertores, la Despacho del Colón cumplió con la comunidad, alojando una nueva excursión a beneficio del club Baquedano, donde luego con propiedad se presentó un sainete con un reparto netamente melipillano. Incluía a Mercedes Norris, Lucía Morales, Vicente Elgueta y José Luis Norris. Luego, el 17 de septiembre de 1925, en singular de los habituales beneficios para salvar a la Banda Municipal de su cese, la comisión que la dirigía preparó el montaje de dos comedias, en dos y un acto, incluyendo en la realización y reparto de ambas a Raquel Núñez, Mercedes Norris, Elena Núñez, José Luis Norris, Luis Lecaros, José Casanueva, Laura Morales, Adrián Díaz, Vicente Gutiérrez, Silvio Valdés y Oscar Núñez. Este Congregación, en cuyo seno la tribu Núñez se convertía en un musculoso embrión 125 La Estado, 26 de abril de Ganadorí se le denominaba, y aún se le llama, a la actividad disruptiva, inquieta, revoltosa, juguetona, en ocasiones de vagancia u ocio de niños y jóvenes, a quienes se les denomina pelusones. 127 Véase Artículo 6 del Decreto índole N 558 de 1925, que fue derogado el 1 de diciembre de Acondicionado en: (Revisado en: diciembre de 2011) 128 El Labrador, 4 de octubre de

90 nasio bomberil. Y aunque pareciera sin sentido un incendio en el cuartel de Bomberos, sucedió. Razones para la propagación del fuego hubo tres: a) de los grifos no salía agua, b) las acequias colindantes siquiera tenían agua y, c) a esa hora estaba suspendida la presión de agua potable hasta el mediodía del día sucesivo. En 20 minutos se extinguió un perímetro que solamente ese año había alojado a la Fanfarria Sinfónica Doméstico y a figuras de la Nueva Onda como Patricio Renán y Maitén Montenegro. Y acaecerían nulo menos que 25 años para que el pabellón del Cuerpo de Bomberos de Melipilla volviera a tener click aqui techumbre 212. La situación Bancal tensa. Por estos díVencedor, un Conjunto de vecinos insertaba sus nombres en El Labrador para expresar su solidaridad con el regidor Carlos Agüero y su repudio ante los injustos, groseros y cobardes ataques de Radio Ignacio Serrano 213. El texto agregaba que como melipillanos nos avergonzamos de la bajeza, ruindad y asquerosidad a que ha llegado la radio para atacar a quienes han cumplido con su deber al defender los intereses del pueblo 214. Como corredor único, sin la Escuela Parroquial y sin el recinto bomberil, el Serrano quedó solo en el camino, pero no con los mismos problemas de siempre, sino peores. El 5 de marzo de 1968, el corregidor González solicitaba a Massoud la reducción de los precios de las entradas, porque esta alcaldía estima que el Séptimo arte Serrano está cobrando precios exorbitantes, sin embargo que el estado en que se encuentra el teatro que no ofrece las más mínimas comodidades al conocido y acompañado de la mala ca- 212 La reinauguración del Campo del Cuerpo de Bomberos de Melipilla fue el 10 de enero de El Labrador, 3 diciembre de El Labrador, 3 diciembre de lidad de las películas que se exhiben en el gran pantalla Serrano entraría en la categoría D 215.

39 amor 112 y respaldo a la mujer, y arribó a Culiprán desde Santiago con un cuerpo policial que conminó a los campesinos a cumplir con las faenas. Los obreros se negaron y marcharon desde el campo hasta el centro urbano en una monograma que superó los 300 hombres. La ciudad se conmovió con su inusitada presencia 113. A dos cuadras de donde llegaban marchando los campesinos, y con casi nada cuatro díTriunfador de diferencia, jóvenes mujeres todavía vencían sus miedos, claro que temores de otra índole, más pueriles y adolescentes, pero miedo al fin y al mango. Lo hacían al ingresar al Teatro Colón, en el inicio de una in- 112 El diputado Silva Cortés terminaría contrayendo desposorio, en segundas nupcias, con la potentada Ana Wodehouse. 113 La País, 3 de febrero de Luis Vitale ha dado cuenta de este rebelión al citar el boletín Artesano El Despertar, en su impresión del 10 de Febrero de En él se insta a los peones a formar conciencia de clase, para no sólo obtener mejoras salariales, sino que asimismo la posesión efectiva de un pedazo de la tierra que labraban. Véase: Vitale, Luis, Interpretación marxista de la Historia de Pimiento. De la República Parlamentaria a la República Socialista ( ), Tomo V, Santiago de Pimiento, LOM Ediciones, s/f, p Culiprán sin duda alguna ha sido una zona precursora en las luchas laborales campesinas en Chile, y sin perfectamente no logró romper el vínculo paternalista de la vida hacendal, en 1965, nuevamente Culiprán toma la delantera con el asonada de ese año. De la Peña menciona que la tardanza para aplicar la Reforma Agraria por parte del gobierno de Frei Montalva llevó a que Culiprán se sublevara entre otras razones : En Culiprán, la decisión de establecerse la tierra (en febrero de 1965) la tomaron los inquilinos y los peones tras una serie de enfrentamientos con el terrateniente al negarse éste a pagar el salario insignificante y exigir el plazo del arrendamiento por el uso de pastizales y animales de tiro (que antaño se incluían en el contrato de terrazgo). Gracias a las campañGanador de los partidos políticos, Figuraí como al hecho de entender adivinar y escribir y tener entrada a la prensa, los campesinos de Culiprán aún sabían que el presidente se había comprometido con la idea de repartir tierras; que había organismos del gobierno (CORA: Corporación de la Reforma Agraria, e INDAP: Instituto de Desarrollo Agropecuario) encargados de planificar y finalmente poner en práctica el reparto; y que la opinión pública estaba generalmente a cortesía de ellos (De la Peña, Guillermo, Las movilizaciones rurales en América Latina desde c en Bethel, Leslie (ed.

Rociador de ducha Sensea Herave redondo en color plata con chorro intención afluencia. Cuenta con picos de base de silicona y las...

50 Para 1930, en Melipilla existía un sólo teatro de magnitudes importantes, éste Cuadro el Teatro Esmeralda y se erigía a media cuadra de la Plaza de Armas cerca de el ideal. Pero el Esmeralda no daba la talla, según las pretensiones de una alta sociedad que aguardaba un recinto en mejores condiciones para alojar eventos de mayor magnitud y calidad. El municipio de aquella época encabezado por el alcalde José Barros Hurtado no lo podía brindar; más aún, se encontraba allá de hacerlo. Pero insistían con un préstamo solicitado una y otra tiempo al Estado que finalmente llegó. No obstante, cuando aquello sucedió se optó por destinar tal monto a las innumerables carencias de la ciudad que comenzaban con el alcantarillado, seguían con la pavimentación y continuaban con la iluminación.

Para esto se han identificado con un rotulado y esquema en el mismo tablero los circuitos de alumbrado y fuerza y sus respectivos interruptores diferencial y maquinal. Cada unidad consta de un medidor monofásico propio desde el cual se le suministra energía eléctrica en forma independiente. Estos medidores están ubicados en el nicho de medidores de cada firme del edificio. Las cajas que contienen estos medidores están numeradas con el mismo núúnico del sección al cual alimentan para permitir su identificación. Desde cada caja arranca una trayecto de alimentación separada para cada sección, que llega al tablero enclavado en el interior. En caso de alguna falla de la instalación se desconecta automáticamente el interruptor que controla el circuito afectado. Para reponer la energía se debe reposicionar el interruptor que se ha desconectado, previa reparación de la falla.

136 Como complemento perverso, la comuna nunca tuvo una política cultural en todo el siglo XX, que asentara en sus espacios teatrales un quehacer coordinado desde el uso y la apreciación artística cultural destinada a contribuir a la creación, al aumento del haber social y al bienestar de la población, entre otros aspectos 292. El único requisito a los administradores fue complementar esporádicamente el negocio con ciertos usos por parte del municipio u otra ordenamiento para realizar espectáculos benéficos o la realización de actividades vinculadas con fiestas locales. El hecho de que el Teatro Serrano fuera cerrado a fines de los setentas deje de cómo fueron concebidos estos espacios: si no genera dinero, no sirve. b. Apropiación ciudadana En Melipilla, la relación entre el teatro y la población fue la de espectáculo-espectador y, como se mencionó más arriba, el acento estuvo puesto en los réditos económicos que el teatro generaba para sus dueños y administradores. Por lo tanto, la actividad artística melipillana no propició la relación centro cultural-ciudadanía cultural, o correctamente espacio para las artes-incremento de agrupaciones locales. En consecuencia, no existió Artes, aún de la propia Municipalidad de Santiago, de las municipalidades de Las Condes, Vitacura y Providencia y de la empresa privada. 292 El estudio de la relación entre el hacienda social y el consumo cultural ha sido analizada por diversos autores. Por ejemplo, un estudio que entiende al caudal social como determinante del consumo cultural es: Ateca, Victoria, El renta humano como determinante del consumo cultural en Estudios de Bienes Aplicada, Vol. 27, Núm. 1, 2009, pp En cambio, un repaso sobre los estudios que entienden que el arte y la cultura tiene un impacto en las comunidades, se encuentra en: Guetzkow, Joshua, How the Arts Impact Communities: An introduction to the literature on arts impact studies en Working Paper Series, 20, Center for Arts and Cultural Policies Studies, Princeton University, una contundente Billete artística de la ciudadanía en la organización, promoción y incremento de alguna disciplina, o incluso en su misma Agencia, que permitiera una efectiva apropiación significativa de dichos espacios sociales 293.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *